Ciudad medieval

Ciudad medieval

Las casas medievales tenían varias plantas y se construían con piedra o ladrillo.

Historia

Palabras clave

medieval, ciudad medieval, ciudad, vivienda, murallas de la ciudad, asentamiento, centro, comercio, estilo de vida, mercado

Extras relacionados

Preguntas

  • ¿Qué objeto NO podían utilizar los habitantes de una ciudad medieval?
  • ¿De qué servicio no disponían las ciudades medievales europeas?
  • ¿Qué curiosidades tenían las ciudades medievales?
  • ¿Qué verdura no existía en la Europa medieval?
  • ¿Qué fruta no existía en la Europa medieval?
  • ¿Qué comida no existía en la Europa medieval?
  • ¿Qué verdura existía ya en la Europa medieval?
  • ¿Qué fiesta no tiene raíces medievales?
  • ¿Qué especia no se utilizaba en la Edad Media?
  • ¿Qué era el cepo?
  • ¿Qué profesión no existía en la\nEdad Media?
  • ¿Qué profesión no existía en la\nEdad Media?
  • ¿Qué profesión no existía en la\nEdad Media?
  • ¿Qué era el gremio?
  • ¿A qué se dedica el curtidor?
  • ¿A qué se dedica el tonelero?
  • ¿A qué se dedica el carretero?
  • ¿En qué año comenzó la\nEdad Media?
  • ¿En qué año terminó la Edad Media?
  • ¿Cuándo fue la Primera Cruzada?

Escenas

Ciudad medieval

La vida en las ciudades medievales

El espectacular desarrollo de las ciudades medievales comenzó en los siglos X-XI, cuando se formó la nueva clase de artesanos y comenzó la recuperación económica.
Las ciudades, rodeadas por muros defensivos, gozaban de una mayor libertad comparadas con otras poblaciones de la Edad Media, y caracterizaban fundamentalmente la vida cotidiana de los habitantes.

La iglesia, el ayuntamiento, los gremios, el mercado y las calles determinaban la imagen de la ciudad. Las casas tenían varias plantas y se construían muy cerca una de la otra. Las calles no contaban con pavimento ni con red de alcantarillado.
La calle servía de escenario para las diferentes actividades: los artesanos y sus aprendices trabajaban en los talleres en la planta baja de las casas, en las tiendas los comerciantes vendían sus mercancías y también los carros circulaban por allí, mientras los animales domésticos y los niños correteaban por las orillas del canal que cruzaba la ruidosa y bastante sucia ciudad.

Animación

  • sótano
  • taller
  • habitación
  • desván

Paseo

Los artesanos medievales

En la Alta Edad Media los artesanos trabajaban en los señoríos. En los siglos posteriores, gradualmente se trasladaron a ciudades establecidas en áreas
frecuentadas, donde podían vender sus productos de manera más fácil, debido a la creciente demanda.
Tenían sus propios talleres que por lo general estaban en la planta baja de sus casas, con entrada desde la calle. Contaban con herramientas que también eran las suyas y hacían todo el trabajo ellos mismos. Más tarde contrataban a ayudantes y aprendices. Los artesanos de un mismo oficio generalmente se establecían en las mismas calles de la ciudad.

Los artesanos urbanos fabricaban casi todos los instrumentos, objetos, telas y productos de cuero necesarios en la vida cotidiana. Sus productos eran de alta calidad.
Hacían publicidad de sus talleres mediante insignias en la pared. Más tarde, los artesanos de la misma profesión se agruparon en asociaciones económicas, los llamados gremios.

Casa medieval

  • sótano
  • taller
  • habitación
  • desván

El hogar medieval

Las habitaciones se iluminaban con velas colocadas en candelabros de pared o lámparas de araña. Por lo general, utilizaban velas de sebo, la cera se usaba solo en los días festivos.

Los muebles de los ciudadanos acomodados incluían mesas, sillones,
camas y estantes, así como arcones tallados y pintados. Desde el siglo XV se comenzaron a utilizar armarios en lugar de los arcones. Las camas con dosel protegían a la gente de los insectos.
Las habitaciones estaban decoradas con tapices o alfombras tanto en las paredes como en el suelo.
Las puertas talladas, los marcos de las ventanas y las cerraduras decorativas elevaron el nivel estético de las casas ricas.

La cocina de los ciudadanos ricos por lo general se encontraba en la planta media o superior de la casa (el humo a veces causaba problemas en estas cocinas). Los recipientes se hacían de loza, madera o hierro.
Las herramientas de la cocina se colgaban en las paredes o estantes al lado de la estufa. Las especias se almacenaban en cajones.
La basura se vertía en las calles a través de la ventana.

Si la casa contaba con jardín o patio, se criaba allí el ganado y se cultivaban hortalizas. De lo contrario, la gente compraba la comida de los vendedores ambulantes o en el mercado.

Los ciudadanos más ricos por lo general comían comidas abundantes dos veces al día (a las 10 de la mañana y a las 6 de la tarde). La carne (de cerdo y de vaca) era la comida más popular, pero a menudo se comía pescado, verdura y fruta.

Calle

Las casas medievales

Las casas medievales se construían generalmente de piedra o de ladrillo, teniendo como base una estructura de madera. Su techo era de teja o de pizarra.
La gente adinerada vivía en edificios de dos o tres plantas, mientras que el pueblo llano vivía en casas de una sola planta.

Los talleres y tiendas se encontraban en la planta baja de las casas de la gente más rica. La cocina y las habitaciones se situaban encima de los talleres. El sótano se utilizaba para el almacenaje.

Las puertas de las casas burguesas tenían ornamentos de hierro. Cada planta disponía de varias ventanas que daban a la calle, permitiendo así que la luz y el aire entraran a través de ellas. Sólo la gente adinerada podía permitirse el vidrio, por lo que la mayoría de la gente cubría las ventanas con tejidos.
El suelo se cubría con madera o piedra, mientras. Las paredes eran blanqueadas, aunque las familias acomodadas también poseían pinturas.

Narración

El espectacular desarrollo de las ciudades medievales comenzó en el siglo X, cuando se formó la nueva clase de artesanos y comenzó la recuperación económica.
Las ciudades, rodeadas por muros defensivos, gozaban de una mayor libertad comparadas con otras poblaciones de la Edad Media, y caracterizaban fundamentalmente la vida cotidiana de los habitantes.
La iglesia, el ayuntamiento, los gremios, el mercado y las calles determinaban la imagen de la ciudad. Las casas tenían varias plantas y se construían muy cerca una de la otra. Las calles no contaban con pavimento ni con red de alcantarillado.
La calle servía de escenario para las diferentes actividades: los artesanos y sus aprendices trabajaban en los talleres en la planta baja de las casas, en las tiendas los comerciantes vendían sus mercancías y también los carros circulaban por allí, mientras los animales domésticos y los niños correteaban por las orillas del río o arroyo que cruzaba la ruidosa y bastante sucia ciudad.

Las casas medievales se construían generalmente de piedra o de ladrillo, teniendo como base una estructura de madera y su techo era de teja o de pizarra.
La gente adinerada vivía en edificios de dos o tres plantas, mientras que el pueblo llano vivía en casas de una sola planta. Los talleres y tiendas se encontraban en la planta baja de las casas de la gente más rica, situándose encima de ellos la cocina y las habitaciones. El sótano se utilizaba para el almacenaje.
Las puertas de las casas burguesas tenían ornamentos de hierro. Cada planta disponía de varias ventanas que daban a la calle, permitiendo así que la luz y el aire entraran a través de ellas. Sólo la gente adinerada podía permitirse el vidrio, por lo que la mayoría de la gente cubría las ventanas con tejidos.
El suelo se cubría con madera o piedra, mientras que las paredes eran blanqueadas, aunque las familias acomodadas también poseían pinturas.

Extras relacionados

Ciudad medieval en Europa Central

Las calles estrechas y las casas coloridas conferían un ambiente especial a las ciudades medievales.

Puente habitado medieval (Puente de Londres, siglo XVI)

En el período Tudor había unos 200 edificios en el antiguo puente del río Támesis.

Bratislava (siglo XVIII, Reino de Hungría)

Esta animación muestra cómo era la ciudad de Bratislava en el siglo XVIII, cuando era capital del Reino de Hungría.

El cruce

Es una divertida y atractiva animación para practicar la orientación espacial.

Fragua medieval

El trabajo de los herreros fue una de las primeras profesiones de la historia y ganó importancia en la Edad Media.

Granja medieval

La granja medieval era un edificio simple, de una sola planta, que se construía con tierra, adobe y madera.

Imprenta de Gutenberg (Maguncia, siglo XV)

La invención de la imprenta de tipos móviles de Gutenberg ha sido, según la revista Life, el evento más importante del segundo milenio.

La peste negra (Europa, 1347-1353)

La peste es una enfermedad infecciosa causada por una bacteria. La peste negra o bubónica se considera una de las epidemias más destructivas de la historia...

Ragusa (Croacia, siglo XVI)

Hoy en día conocido con el nombre Dubrovnik, esta ciudad croata que floreció en el siglo XVI es famosa por su arquitectura y paisaje impresionantes.

Torre de Londres (siglo XVI)

La interesante historia de este castillo histórico abarca casi más de cien años.

Venecia en la Edad Media

La riqueza de la Venecia medieval se debía al próspero comercio marítimo.

Vestimenta (Europa Occidental, siglo XIII)

La vestimenta refleja el estilo de vida y la cultura de los habitantes de la región.

Vestimenta (Europa Occidental, siglo XIV)

La vestimenta refleja el estilo de vida y la cultura de los habitantes de la región.

Vestimenta (Europa Occidental, siglo XV)

La vestimenta refleja el estilo de vida y la cultura de los habitantes de la región.

Vestimenta (Europa Occidental, siglos V-X)

La vestimenta refleja el estilo de vida y la cultura de los habitantes de la región.

Vestimenta (Europa Occidental, siglos X-XII)

La vestimenta refleja el estilo de vida y la cultura de los habitantes de la región.

Ciudad de mercado (el Reino de Hungría)

Las ciudades de mercado llegaron a ser las ciudades más comunes en el Reino de Hungría a finales de la Edad Media.

Added to your cart.